La Máscara de Malinaltepec

La Máscara de #Malinaltepec, proveniente de la Mixteca Guerrerense. Datada entre el 200 y el 900 d. C., se denota por su estilo teotihuacano con una decoración fabulosa de diversos materiales.

Esta espectacular pieza fue descubierta en 1921 por el arqueólogo Porfirio Aguirre, en efecto, en el actual estado de Guerrero. Desde el momento de su descubrimiento causó debates académicos que ponían en duda su autenticidad, ¡el mismísimo José Vasconcelos iniciaba el debate!

Como muchas piezas arqueológicas de culturas prehispánicas, la Máscara de Malinaltepec fue cuestionada debido a sus rasgos teotihuacanos y a la particularidad de su técnica, ya que esta pieza cuenta con 762 teselas que turquesa y concha que recubren su superficie.

Esta cualidad marcando su estética no era común ni para el canon teotihuacano ni para la región en la que fue hallada. Vasconcelos conformó un comité dictaminador para terminar con los cuestionamientos, varias figuras del Museo Nacional hablaron de su manufactura superficialmente.

Aunque se determinó que era autentica, el debate continuó en el aire hasta 2010, cuando Sofía Martínez del Campo publicó un libro donde se expusieron los múltiples análisis de manufactura, materia prima y antigüedad que se le realizaron a la pieza.

Muy interesante observar que no sólo estaba mal identificada la materia prima de la máscara, sino que había distintos materiales asociados con los adornos y fragmentos que recubren su superficie.

La pieza mayor es de cloritita; el mosaico, el collar y el pendiente son de amazonita, turquesa, hematita, tiene además Pictada mazatlanica y Spondylus princeps. Todos pegados con resina de copal. Muy interesante la técnica que ha perdurado hasta la fecha.

Incluso, se concluyó su antigüedad de 1,800 años con un momento de reutilización en el Posclásico entre el 900 y el 1521.

Comúnmente se asoció a la Máscara de Malinaltepec con fines mortuorios, pero quedaba abierta la interpretación de a qué personaje debió pertenecer. Ahora, gracias a un estudio simbólico de Paul Schmidt, se sabe que está asociado a personajes femeninos y de gran importancia.

Resulta que primeramente se puede inferir que la nariguera es una serpiente bicéfala, que, puesto en contexto de códices mixtecas, solo fue usado por personajes femeninos deidificados o personajes históricos muy importantes.

Esto indicaría una asociación, además con la diosa de las aguas y fertilidad: Chalchiutlicue.

Por otro lado, los signos posicionados en la frente estarían representando a mallinali, al mismo tiempo hierba y una asociación directa al nombre de la población más cercana a la que fue hallada: Malinaltepec. Por otro lado, vemos el signo del canal o contenedor de agua.

Se concluye que esta fue una máscara funeraria de alguna sacerdotisa a Chalchiutlicue, Mayahuel, Tlazoltéotl o Xochiquetza, o alguna de las diosas que llevan la nariguera escalonada.